VEN A LA ORILLA Y QUÉDATE CONMIGO. PODRÁS CONOCERME A TRAVÉS DE MIS RELATOS Y MI POESÍA. TAMBIÉN CON ALGUNOS DE MIS PENSAMIENTOS Y OPINIONES. SIEMPRE QUE VENGAS ENCONTRARÁS ALGO DE CULTURA Y ARTE. Y TODO AQUELLO QUE CREA QUE TE PUEDE INTERESAR.
SE ME OLVIDABA PRESENTARME: SOY MOS Y ESTA ES LA ORILLA DE LAS PALABRAS; EL LUGAR DONDE SIEMPRE SERÁS BIEN RECIBIDO.

Seguidores

domingo, 21 de octubre de 2012

METAMORFOSIS: EL NUEVO RETO EN LA ORILLA

MUJER ANTE EL ESPEJO- PABLO PICASSO (1937)

METAMORFOSIS
Todo había concluido bien. La operación estética de Elena mostraba, en la imagen del espejo, los resultados esperados. Sin embargo, ante la metamorfosis, la hermosa, la nueva mujer, dibujó un rictus de tristeza en su recién estrenada cara.
Para él era demasiado importante la belleza exterior. Y ella estaba dispuesta a luchar hasta límites insospechados por aquel hombre: su dueño, su amante, su aliento.
No había duda: los rasgos de mujer madura se quedaron en la clínica. El espejo reflejaba una radiante belleza femenina. También alguna que otra lágrima.
Dejaba el centro médico con diez años menos en su rostro. Con diez años más en su corazón.
© Ceferino Otálora (Mos). Octubre de 2000.

Queridos visitantes, amantes de las letras y de los retos; os presento uno nuevo esperando que os guste y queráis participar tanto como en los dos anteriores. Se trata de hacer vuestra propia versión del microrrelato que os presento. Algo así a lo que hacen los cineastas con algunas películas antiguas de otros directores dándoles un nuevo enfoque pero conservando la idea original (remake). En muchos casos la versión mejora el original. A mí, de verdad, no me importaría que eso ocurriera con vuestros textos. Bien, pues aquí van las reglas a cumplir:
1) Podrán presentarse textos en prosa o en verso.
2) El título será el del original (METAMORFOSIS).
3) El plazo para presentar los textos termina el próximo lunes 29 de octubre por la noche.
4) No podrán extenderse más de 180 palabras ni más de 14 versos.
5) Según lleguen en forma de comentario los iré insertando en la entrada.
6) Terminado el plazo de admisión de textos, se abrirá otro para votar a los tres mejores de cada categoría. Vosotros mismos, los participantes,  escogeréis a vuestros favoritos. (No sé otra forma mejor de participación democrática y sin favoritismos).
7) Los ganadores serán objeto de una entrevista personal (si acceden a ella), y la difusión en mi blog de su texto premiado. Y, tal vez, una pequeña sorpresa que me guardo en el tintero.


METAMORFOSIS (José Manuel Valdés González)

“Todo había concluido bien, eso creía ella… cuando ansiaba despertar de la anestesia, lo único que recordaba era la potente luz del quirófano y varias batas verdes en movimiento a su alrededor, una enfermera le acompañaría en el despertar… eso le habían prometido. Por fin se cumplía su sueño, “Juventud divino tesoro”, está deseando contemplar y deleitarse de su estrenado rostro en el espejo, sentía algunos pequeños dolores en las ingles, pero no le asustaba, sería un síntoma habitual…
Escuchaba voces pero muy distantes, todo estaba perfecto repetían una y otra vez, intentaba abrir los ojos pero le pesaban como si los parpados fueran de metal, a pesar de todo se sentía feliz.
La visión confusa poco a poco se iría transformando en cristalina como por arte de magia… de pronto reconoció en la lejanía una voz que le era familiar.
Abuela ¿Cómo te encuentras…? Vaya mala suerte tenerte que operar de apendicitis el mismo día que cumples 85 años…”

© MAMÉ VALDÉS  2012
 http://tomaraquetuviera.blogspot.com.es/





METAMORFOSIS (Rosa Molina Alfonso)
¿Dónde estaba él ahora?  ¿Qué hacia delante del espejo? ¿Por qué lloraba?
Casi no se reconocía, su piel estaba tan tersa que le impedía reír, sus ojos saltones, sin vida, llenos de lágrimas, le preguntaban al espejo, ¿quién eres?, ¿quién soy? En eso se abrió la puerta, y allí estaba él. -Cariño, vamos, nos están esperando en el club todos los amigos, quieren conocer a la nueva Elena-. Olía a colonia que apestaba, engominado, y con ropa deportiva, excesivamente deportiva para su edad, sesenta años. Lo miro sin conocerlo, intento sonreír -espérame abajo, enseguida estoy- .Cuando se cerró la puerta tras él, apresuradamente metió sus cosas en la maleta, bajó por las escaleras de servicio del hotel, para no encontrarse con él en el vestíbulo, salió a la calle y se perdió en la noche. Seguía enamorada, pero estaba vacía.





METAMORFOSIS  (Luis A. Molina)

No lo podía creer, esa no era ella, ¿por qué lo permitió? No importaba su alma, su ser, sólo su belleza, efímera y artificial. El partió de su brazo, con el orgullo de lucir ante todos su hermosura, ella lloró en silencio, el haber muerto en el quirófano para ser un objeto de adulación. ¿Dónde quedó aquella que siempre fue? El peso de sus años era demasiado para su cuerpo joven, la gota salada que corría por su rostro dejó una huella de impotencia por su cobardía. Lo amaba demasiado para perderlo, no quiso y aceptó las reglas, pero se perdió a sí misma. Giró su cabeza, la clínica fue quedando atrás, y en ese momento supo que Elena la radiante mujer había quedado allí, ahora se sentía un juguete, él estaba feliz. No pudo contener las lágrimas, él creyó que eran de felicidad.

© EL MOLI





METAMORFOSIS (Rafa Hernández)
La operación fue todo un éxito y el equipo facultativo con el doctor Peláez al frente mataron dos pájaros de un tiro. Tras extirparle el orzuelo enquistado del ojo izquierdo ella despertó de la anestesia, y aunque algo aturdida lo primero que hizo fue darse un manotazo en la cara para espantar aquella mosca que le estaba incordiando. Fue la mima mosca que media hora antes de la intervención se le había metido en el bolsillo de la bata al cirujano mientras desayunaba en la cafetería de urgencias. La mujer estaba radiante y feliz, y se sentía rejuvenecer diez años, pero no porque se sintiese más joven, sino porque era los años que llevaba soportando aquel molesto forúnculo del culo, y que tras la intervención ya no volvería a sentarse en el pato de goma que le regaló en su día su sobrino. La enfermera jefa le dio un beso en la frente, y el anestesista le regaló un recipiente con boquerones en vinagre para que se los comiera una vez restablecida, ya que llevaba años sin probarlos por los picores que le provocaba en lo suyo.
© Rafa Hernández.



METAMORFOSIS (María S.)

Espejo reflejo testigo de mi indefinida silueta,
pintado con tenue rostro hermoso
trazado de perfecta belleza cautiva,
ante el vaho de mi mirada perdida
de mi delirio amor esclavizado.

Causa de mi locura por tenerte,
por beber el agua de tus labios
por sentir tu tacto entre mi piel,
por abrigarme entre tu cuerpo
y ser la danza de tu vida.

© María S.


METAMORFOSIS  (Luis García Romero)

Todo había concluido bien.  -Elena, la eterna juventud te espera. Te llama lanzando gritos en tu conciencia, en tu frágil personalidad. La deseas porque él la desea en ti; tu dueño, tu amante y el ladrón de tu aliento.
Al fin había llegado el día de la operación estética y el momento justo de quitarse la venda.
-Elena, no borres el recuerdo de tu pasado, de tu historia. Debes saber que aún cambiado levemente tu rostro, tu corazón ha de aguantar el más frío de los silencios, el luto por una propiedad intelectual que luchó sin armas y sin palabras; esa tuya que ahora nacerá de nuevo, pequeñita y dependiente de unos padres que eres tú misma.
El espejo estaba reluciente y al fin sus ojos vieron la luz. Poquito a poco fue abriéndolos, poco a poco pudo ver su reflejo en el cristal. Dejó el centro médico con diez años menos en su rostro pero con un corazón envejecido y enfermizo. 
© Luis García Romero.



METAMORFOSIS (María A. Marín)

Alguien le preguntaba su nombre insistentemente. Ella creía responder pero su garganta parecía no emitir sonido alguno: María González, María González, repetía, al parecer solo mentalmente. La luz se fue transparentando a través de sus cerrados párpados; parecía volver de las entrañas de la tierra.
Cuando finalmente pudo oírse diciendo su nombre, María González, con apenas un hilillo de voz, alguien le contestó dándole unos toques cariñosos en su hombro: Ya no, querido, ya no.
© María A. Marín.



METAMORFOSIS (Alicia Sánchez)

Todo había ido bien, eso le habían dicho. Se despertó de la anestesia a duras penas, podía ver la potente luz del quirófano y unas manchas verdes flotando en el aire que se desplazaban de un lado a otro. La nueva Andrea ansiaba ver su nuevo rostro, la juventud, la belleza, la feminidad, por fin en su cara y en su cuerpo. Siempre vivió y sintió como la mujer que era, pero la naturaleza a veces se empeña en jugar malas pasadas a la gente buena y había nacido en el cuerpo de un hombre. Por fin, reconoció la voz de su mejor amiga:- Andrea, Andrea, ¡despierta!, ¡estás bellísima! Intentó abrir los ojos, pero los párpados le pesaban mucho, sonrió a su amiga, la cabeza le daba vueltas. "Debe  ser la anestesia...". Andrea deseaba levantarse, dejar a Andrés en el quirófano y ser quien siempre supo que era, Andrea, una mujer sofisticada, elegante, hermosa,  una mujer, una mujer, ¡por fin! una mujer.
© Alicia Sánchez.



METAMORFOSIS (Marta Coloma)


Después de la operación, el cirujano había sido taxativo. No debía mirarse al espejo hasta que no pasara por lo menos una semana. La cara y la nariz estaban todavía muy inflamadas, algo normal en una cirugía tan complicada, debido al tamaño de su nariz. Le aseguró que no se podía hacer una valoración completa hasta pasados seis meses, pero que en un mes tendrían ya una imagen bastante aproximada del resultado. Entendía que era difícil, pero algunos pacientes, ansiosos por ver los resultados antes de tiempo, habían sufrido traumas importantes.
No pudo resistirse, era imposible no mirarse, entró en el baño y encendió la luz.
Aquella misma tarde volvió a la clínica, corrió a la consulta del cirujano como una fiera enloquecida, sacó una escopeta que llevaba escondida en el chaquetón y le pegó dos tiros.
Salió oyendo todavía los gritos de pacientes y enfermeras. Se subió al coche y se estampó a toda velocidad contra la mediana de la carretera de la Coruña.
En el pueblo nadie volvería a llamarle Narciso, el de los Narizotas.
© Marta Coloma.




METAMORFOSIS  (Hugo Jesús Mion)

Mientras él planificaba su viaje de negocios a Malasia, ella planificaba su metamorfosis, con el cirujano plástico. Él estaría ausente durante tres semanas, y el mismo día de su partida, ella ingresaría a la clínica para la operación. Él estaba orgulloso de su belleza. Ella estaba dispuesta a hacer todo lo posible para mantenerse atractiva, no quería perderlo, ni a su nivel de vida.
—Todo ha salido bien. Tu esposo estará satisfecho —dijo el cirujano.
Tras la recuperación, retornó a su casa, nerviosa y feliz. Se sentía otra mujer, diez, quince años más joven. ¡Qué regalo sería para su esposo! 
Pasados los días, él regresó de su viaje. Anochecía. Cansado de las horas de vuelo, entró en la casa y dejó su maletín sobre el sofá. Ella apareció en la puerta del vestíbulo, en silencio. Él la miró, sin sorpresas, desde su cansancio.
— Tú debes ser la nueva mucama. Llévate mi abrigo y mi maletín. Avísale a mi esposa que he llegado. Luego, dándole una nalgada y guiñándole un ojo, le soltó: Parece que va a ser interesante tenerte en casa, preciosa. 

© Hugo Jesús Mion.

http://demusasyotroscuentos.blogspot.com.es/





METAMORFOSIS (María de Murcia)

"Mirando su hermosura en el espejo,
se sintió invadida de tristeza,
admitió la ineludible certeza
de que para él era algo viejo,

de que el amor que él decía profesarle,
se medía con años y arrugas.
Se reconoció, ya sin medias tintas,
que por él haría lo inconfesable.

Tenía sobre ella tal soberanía,
que no importaba sacrificio alguno,
creyendo que así siempre la amaría.

Salió de la clínica hueca y vacía,
vieja por dentro y radiante por fuera,
mientras él, ajeno a todo, la exhibía".
© MARÍA.
http://escribimospensamientos.blogspot.com.es/





METAMORFOSIS (Maite N.)

No podía creer lo que había hecho por él. Ya no se reconocía delante de un espejo que le devolvía la imagen de una mujer bella, joven, atractiva pero vacía. Se había aferrado a un hombre que le exigía algo que ella ya le dio, pero que el tiempo le fue robando. ¿Acaso él era el mismo que cuando se conocieron?, ¿dónde había quedado su pelo negro ahora gris?, ¿qué había sido de su cuerpo esbelto?... jamás pensó que llegase a caer tan bajo y permitir esa operación de cirugía estética. Ella siempre fue una mujer hermosa, sensible e inteligente. Su único error había sido enamorarse de la persona equivocada. Ahora lo entendía todo, pero ya era tarde. Volvió a su casa decidida a abandonarlo. El la recibió feliz y le hizo el amor como nunca, entonces ella supo que sólo podía dejarlo de una manera. Cuándo él entró en el baño gritó horrorizado. Elena ya no respiraba. Ahora sí que sería eternamente joven.

 © MAITE N.

http://elsitiodemirecreo-unknown.blogspot.com.es/




METAMORFOSIS (Narci M. Ventanas)
Para escapar de mi sino
operéme las dos tetas,
los pómulos, la barbilla
los labios y la nariz.

Ahora llevo el pelo rubio
la piel de color marfil
mis dos ojos son de gato
y parezco un figurín.

Y hasta me han crecido alas
aunque no tomé Red Bull
me siento cual mariposa
posada en un abedul.

Pero me echaron del casting:
“Porque tú ya no eres tú”.

© Narci M. Ventanas.

http://aversoabierto.blogspot.com.es/





METAMORFOSIS (Trini Reina)
Al principio lo achaqué a mi nariz, terriblemente chata. Luego, a mi piel, preocupantemente blanca. Más tarde pensé que eran mis labios, excesivamente finos; o mi pelo, tristemente lacio. Acaso, mis pechos le parecían infinitamente pequeños; mis caderas, estrechas y escurridas; mis tobillos, regordetes; mis ojos, agresivamente glaucos…

Así que decidí cambiar mi nariz por romana; tratar mi piel con pigmentos hasta oscurecerla; recibir diversas sesiones de Botox en los labios; rizarme el pelo con sucesivas permanentes; alzar y sumar tres tallas a mis pechos; realzarme las caderas,  redondearme el culo, afinarme los tobillos y usar lentillas extremadamente oscuras…

De este modo, para que me amase,  me convertí en una diosa de ébano.

Y fue entonces cuando me dijo que no me había amado nunca ni lo haría; porque ella, a quién amaba, era a mi marido…
© Trini Reina.
http://trinireina.blogspot.com.es/




METAMORFOSIS (MEN)

Con los años he ido evolucionando a pesar de que la inmortalidad me llegó un poco tarde. Adaptarse o morir... Y yo morir no puedo. He conocido a un hombre que quiero comparta conmigo la eternidad, pero es demasiado joven y ante el rechazo he decidido quitarme unos cuantos años de encima para variar. La operación ha salido genial, los resultados no he podido verlos, el doctor me prometió que no habría espejos hasta que yo quisiera. Ahora sé que ha merecido la pena, mi cuerpo ha quedado espectacular, lo veo en sus ojos y en esa pequeña babilla que se le cae del labio a mi futuro hombre, el que será mi dueño y amante. Valora demasiado la belleza exterior y hare todo lo que sea por complacerle antes de hacerlo eternamente mío. Sigo siendo demasiado tradicional, lucharé por su amor con armas de mortal y no pienso morderle en la yugular hasta que él me lo pida.

© MEN






METAMORFOSIS (Ame)

El rostro mostraba el reflejo de una juventud que su esposo deseaba,
los años quedaron borrados y su madurez desdibujada,
Elena perdió su seguridad, en manos de un cirujano
que logró arrancar diez años de su armonía.
Un halo de tristeza enmarcó su belleza,
juventud rebosante en un corazón agonizante.

Lo amaba, y por él aceptó cambiar su apariencia,
como en tantas otras cosas cedió, todo por amor,
era el hombre de su vida, el ser que llenaba sus pensamientos
salió de la clínica, esbozando una falsa sonrisa
y humedeciendo sus mejillas, por la agresión en su cuerpo sufrida.
Él la miraba satisfecho, le importaba tanto el exterior, que no se dio cuenta,
que en esa cirugía perdió a su más puro amor.

© AME
 http://ameny-eleden.blogspot.com.es/




METAMORFOSIS (José Antonio Bejarano)

Pedir belleza
hablar Naturaleza
ME-TA-MOR-FO-SIS

(AntiHaiku)

© José Antonio Bejarano
http://joseanbejarano.blogspot.com.es/





METAMORFOSIS  (Belén R. Cano)
Siempre se sintió otro. Navegante en barco ajeno.
Huésped de sí mismo usando su ego.
Decidió buscar a aquel que, con varita afilada,
recortase de su cara todo lo que le sobraba.

Bosques grises recorrió hasta encontrar a aquel dios 
que su magia le ofreció cambiándosela por plata.
En un sueño se sumió y cuando de él despertó
un extraño le miró desde el espejo del alba.

Comprobó con estupor que su cara no cambió
sus gestos reconoció...pero su alma no estaba.
© Belén R.
http://pueblopoeta.blogspot.com.es/





METAMORFOSIS  (Sindel Avefénix)

Le estaban quitando la última venda y no podía dejar de removerse en la silla.
Hacía tiempo que había decidido realizarse la cirugía. Su vida tenía que cambiar, estaba tan vacía que no le había importado someterse a semejante dolor, ni pagar tanto dinero.
Ahora la gente la tendría que valorar desde otra mirada. Estaba harta de su rostro, de no ser escuchada, de que nadie le diera la oportunidad de demostrar lo que había en su interior catalogándola a primera vista por su aspecto.
El cirujano le indicó que ya estaba lista para darle el alta, su rostro había quedado tal cómo ella se lo había pedido. Inmediatamente le acercó el espejo. En él se reflejaba la mujer más fea que había visto en su vida. Una sonrisa enorme se dibujó en su nueva boca despareja y fina.
Por fin había dejado de ser hermosa, y los hombres la tendrían que amar por lo que realmente era. A partir de ahora iba a demostrar que había nacido con algo más que una cara bonita.
©Sindel Avefénix





METAMORFOSIS (Jorge del Nozal)

La historia se repetía, no podía aguantar más. Mi madre, se había operado cinco veces y siempre quedó encantada con los “arreglos”. Fue una mujer que  impresionaba a todos con su belleza, y aunque  murió un poco pronto, con sesenta años, disfrutó de la vida.

Son las siete de la tarde, acabo de despertar de la anestesia y todavía estoy un poco mareada, pero contenta y con ganas de ver a la nueva Elena.

Como entre sueños, escuchó a dos enfermeras hablando detrás de la cortina del box.  “Pobre chica, tan joven y con problemas de identidad.  No sé cómo la habrán permitido operarse. Mejor la hubieran mandado a un psicólogo”, argumentó la otra enfermera.

Sus palabras me dejaron mal, retumbaron en mi cerebro durante horas. Y a la vez, una pregunta se repetía constantemente mientras buscaba la paz del sueño. ¿Será verdad que soy muy joven para operarme?, pero su inmadurez y falta de autoestima, forjaron una rápida respuesta: ¡Pues yo creo que no, ya tengo veinticinco años y estas cosas, cuanto antes se hagan, mejor!
© Jorge del Nozal


METAMORFOSIS (Yolanda A.)
Ana había sido siempre una muchacha feliz, alegre, segura, amiga de sus amigos y muy familiar. Su vida transcurría apacible, con sus momentos buenos y malos, como le ocurre a cualquier persona normal. En una comida de trabajo, conoció a Jorge, un apuesto empresario muy emprendedor y con muy buenas ideas. Ana, no necesitaba maquillarse en exceso, era muy atractiva y llamaba rápidamente la atención. Eso fue lo que le ocurrió a Jorge, y con mucha habilidad la cortejó. Fue un noviazgo muy feliz y corto. Lo justo y necesario para él.
Ya hace veinte años de su matrimonio. En todo este tiempo y poco a poco, Ana fue perdiendo su alegría, su seguridad, los amigos y su familia se alejaron de ella. También perdió parte de esa belleza, y en su rostro apareció un rictus de tristeza y amargor. 
Hoy sale del hospital de cirugía plástica; no se ha reconocido al mirarse al espejo. Su única certeza es que su vida cambió cuando dijo aquellas dos malditas palabras: ¡Sí quiero!  Ahora se da cuenta de que siempre fue un objeto decorativo. 
© Yolanda A.
http://ion-laos-sentimientos.blogspot.com.es/




METAMORFOSIS (Volarela)

Mi rostro contra el espejo,
un látigo tuyo en cada célula,
y mi piel muriendo de soledad.

Mis pechos, páramos lentos,
agonizando por una caricia 
de tu mano inflexible.

Rota,
desde mi pasión reventada,
araño el cristal de mi molde,
y te llamo, ahora,
cromada, dilatada, plastificada,
con voz de linterna,
con lágrimas eléctricas resbalando
por mis mejillas de muñeca.
© Maite Sánchez Romero (Volarela)
http://volarela.blogspot.com.es/




METAMORFOSIS (Hugo Jesús Mion)
Hoy he visitado al cirujano
porque quiero un retoque en la nariz.  
Me ha mirado con cara de marrano
y me ha dicho de qué modo ser feliz.
 "Si usted quiere complacer a su marido
debería rellenar pechos y cola,
reformar las orejas y el labio caído,
y las arrugas, que no quede ni una sola..
Eliminar las verrugas y los granos,
cubrir la calva con cabello postizo,  
adelgazar unos treinta kilogramos.  
Liposucción, si todavía no se la hizo.
Por su nariz, no se preocupe, yo no creo
que esa pequeña torcedura alguien la note.  
Para que el rostro destaque, según veo,  
alcanzaría con afeitar el bigote"
© Hugo Jesús Mion
http://demusasyotroscuentos.blogspot.com.es/





METAMORFOSIS  (Tortuga)
LE COSTÓ DECIDIRSE, ERA UNA OPERACIÓN AL FIN Y AL CABO Y COMO TODAS LAS OPERACIONES, ENTRAÑABA UNOS RIESGOS, PERO EL DESEO DE AGRADAR A SU MARIDO ERA TANTO QUE DESPUÉS DE MUCHO PENSARLO TOMÓ LA DECISIÓN DE ENTRAR EN EL QUIRÓFANO Y QUITARSE...¡LOS AÑOS QUE HICIERAN FALTA!.
SU RELACIÓN NO IBA BIEN; SU MARIDO YA NO LE HACÍA MUCHO CASO Y ELLA SUPONÍA QUE SE VEÍA CON OTRAS MUJERES MÁS JÓVENES QUE ELLA. POR ESE MOTIVO DECIDIÓ HACERSE LA CIRUGÍA ESTÉTICA, PARA QUE SU MARIDO LA CONSIDERARA BONITA Y APETECIBLE. LE QUISO DAR UNA SORPRESA Y LE DIJO QUE IBA 15 DÍAS CON SU MADRE. SE ARREPINTIÓ ENSEGUIDA, PUES FUE DURO EL POSTOPERATORIO Y SE SINTIÓ MUY SOLA; FUERON LOS DÍAS MÁS LARGOS DE SU VIDA, PERO CUANDO ÉL LA VIERA HABRÍA MERECIDO LA PENA.

CUANDO LLEGÓ A CASA NOTÓ UNA AUSENCIA FRÍA. ÉL NO ESTABA, HABÍA UNA NOTA.SE HABÍA IDO CON ALGUIEN MÁS JOVEN. SE MIRÓ EN EL ESPEJO Y NO SE RECONOCIÓ. 
ELLA, ANTES,...TENÍA 60 AÑOS, UN MARIDO Y ARTROSIS.
¡LA EDAD NO PERDONA!

© IMPRESIONES DE UNA TORTUGA
http://impresionesdeunatortuga.blogspot.com.es/




METAMORFOSIS (Tracy)
Había estudiado el proceso hasta su última consecuencia. Aquella mujer, de más que mediana edad, seguía estando locamente enamorada de su marido, a pesar de que había muerto hacía ya, bastantes años. 
Él se marchó en la flor de la vida y ella quedó aquí, arrugándose con su pena y con el paso del tiempo. ¡No lo soportaba!
Decidió entrar en quirófano y quitar todas las marcas del dolor y de la edad que habían cambiado su fisonomía, quería devolver a su rostro la tersura que tenía cuando él vivía. Exigió al cirujano, que tras la operación, cuando todo estuviera normalizado, sería ella la primera que, en solitario, visualizara los resultados estéticos obtenidos.
Así lo pactó y lo hizo: Nerviosa por el momento que iba a vivir, entró en el baño, todo estaba preparado. Se quitó los vendajes poco a poco, como si de un rito se tratase, abrió el tubo de pastillas y se las fue tomando con una liturgia digna de la mejor ceremonia para el reencuentro. 
© Cecilia de Molina














68 comentarios:

carlota dijo...

Me parece original y estupendo. Tenemos que movernos un poquito por los blogs, vale la pena no perder este compartir.
Gracias por tus comentarios.
Tu relato me ha parecido muy bueno y, además, va en la línea de lo que ponías en tu comentario. O sea que, intentaré participar en este reto.
Un abrazo y gracias

Mos dijo...

Hola, queridos visitantes: Como mañana ya sé que llegaré tarde a casa y en mi trabajo no tengo acceso a Internet, he colgado ya la entrada del nuevo reto. Espero que os guste participar y que lo hagáis con la intención de pasar un buen rato literario más que por estar entre los ganadores. De todas formas. teneis una semana para procurar dejar en buen lugar vuestro nombre.:):):):):):)
Los iré colgando según vayan llegando para poder leerlos y os aconsejo que tomeis nota y leais de vez en cuando para tenerlo más fácil a la hora de votar.

Por otro lado deciros que Google o la red debe estar loca: No me aparecen los seguidores en la parte superior de mi blog, me cuesta entrar en algunos blogs, pierdo la red algunas veces, se cuelan anuncios que no he contratado,etc. He pasado el antivirus y borrado archivos maliciosos, he pasado el Ccleaner y todo sigue igual.

Gracias por estar ahí y permanecer en la orilla.
Mos.

MAMÉ VALDÉS dijo...

Me pongo a ello, hace falta darle vida a la blogosfera que está un poco aburrida en todos los sentidos, un saludo.

Por ahora no tengo los problemas que tu tienes en Google, cruzaré los dedos...

ion-laos dijo...

Es buenísimo este reto. Lo intentaré.

Bueno, por lo otro no te preocupes, andarán tocando algo y siempre afecta, paciencia.

Besotes!

M.JOSE dijo...

Hola Mos, ya sabes que aquí estaré y no me perderé ningún relato, que me imagino serán muchos, pero a mí eso de escribir no se me da muy bien, prefiero leer. Buena semana y ya sabes "un abrazo desde Esquivias"

Teresa dijo...

¡Hala, que relato más bueno! Intentaré ver si saco algo, pero va a ser difícil. Qué buena imaginación tienes.

Un besote y al "tajo"... en cuanto haya un hueco.

Laura dijo...

Originalísima idea y estupendo reto. Me pondré las pilas para no olvidarlo, que últimamente tengo la cabeza perdida.

¿Explorador que usas?. ¡Pásate a Google Chrome!. Que sepas que en tu blog (dentro) no tienes virus, ni código malicioso, porque si no, no podría entrar. Luego la respuesta está en la configuración de tu explorador...por ejemplo, cookies = no permitir. Pruébalo, a ver...qué sale.

Bueno, a lo dicho, me lo apunto.
Besos en tu orilla.

Lichazul dijo...

enhorabuena por quienes participen y se distingan
que prospere la buena cepa de las letras y que la creación baile a sus anchas

suerte y buena semana

abrazos MOS

Lichazul dijo...

tu relato hace alusión a esas cosméticas resultas cuando la carne no va a la par con el alma que las habita

felicitaciones MOs

María dijo...

Opino lo mismo que Mamé, yo no sé qué es lo que pasa últimamente que encuentro a la gente de la blogosfera como desanimada, y se necesita gente como tú, que nos ilumine con iniciativas como las que tú haces, de esta forma todos nos animamos participando, a la vez que reflexionamos, creamos y compartimos letras, me parece maravilloso lo que haces, de verdad, y siento admiración por ti por agitar nuestras ilusiones y miradas con retos como los que creas.

Intentaré, en estos días, hacer algo, más que nada porque me encanta participar en todo cuanto acontezca en el mundo bloguero referente a crear letras y compartir con los demás.

En cuanto a lo que dices que te pasa con tu pc, no te asustes, a mí me ha pasado lo mismo que tú estos días atrás, que no veía ni en mis blogs ni en los de los demás, los seguidores, y me ocurrían cosas extrañas, pero ya no me ocurre, verás como según viene se va, como me ha pasado a mí, solo hay que tener paciencia, pero ya te digo, no es por tu ordenador, son fallos de blogger.

Te deseo un feliz comienzo de semana, Mos.

Un beso.

María Bote dijo...

Me encanta tu relato, amigo y, el reto me parece oportuno y original. Yo seguiré el asunto y leeré los envíos, aunque no esté segura de si participaré o no, mas, de tods formas, te felicito por la idea.

Un abrazo. María

Mos dijo...

YA LLEGÓ EL PRIMER PARTICIPANTE. ESTO VA COGIENDO RITMO E INTERÉS. NO OS PRECIPITEIS Y QUE SIGA LLENÁNDOSE LA ORILLA DE METAMORFOSIS DE TODOS LOS ESTILOS.

PD: HASTA QUE NO LLEGUE A CASA NO PODRÉ VISIONAR LOS COMENTARIOS Y COLGARLOS. NO SEAIS IMPACIENTES, AMIGOS.
UN ABRAZO A TODOS.

niebla dijo...

METAMORFOSIS
Donde estaba el ahora?
Que hacia delante del espejo?
Por que lloraba?
Casi no se reconocía, su piel estaba tan tersa que le impedía reír, sus ojos saltones,sin vida, llenos de lagrimas, le preguntaban al espejo, ¿quien eres?, ¿ quien soy?
En eso se abrió la puerta, y allí estaba el
-Cariño, vamos nos están esperando en el club todos los amigos, quieren conocer a la nueva Elena-
Olía a colonia que apestaba, engominado, y con ropa deportiva, excesivamente deportiva para su edad, sesenta años.
Lo miro sin conocerlo, intento sonreír
-espérame abajo, enseguida estoy-
Cuando se cerro la puerta tras el,
apresuradamente metió sus cosas en la maleta, bajo por las escaleras de servicio del hotel, para no encontrarse con el en el vestíbulo,
salio a la calle y se perdió en la noche.
Seguía enamorada, pero estaba vacía.

El moli dijo...

Amigo aquí va el mio.
Un abrazo.




No lo podía creer, esa no era ella, ¿porque lo permitió? No importaba su alma, su ser, sólo su belleza, efímera y artificial.
El partió de su brazo, con el orgullo de lucir ante todos su hermosura, ella lloró en silencio, el haber muerto en el quirofano para ser un objeto de adulación, ¿Dónde quedó aquella que siempre fue?
El peso de sus años era demasiado para su cuerpo joven, la gota salada que corría por su rostro dejó una huella de impotencia por su cobardía.
Lo amaba demasiado para perdérlo, no quiso y acepto las reglas, pero se perdió a si misma.
Giró su cabeza, la clínica fue quedando atrás, y en ese momento supo que Elena la radiante mujer había quedado allí, ahora se sentía un juguete, el estaba feliz.
No pudo contener las lágrimas, él creyó que eran de felicidad.

TriniReina dijo...

Esta vez no sé si participaré, Mos.

En fin, ya veremos, pero tengo la imaginación en horas bajas.

De todas maneras...

Te felicito por la idea y tu relato y este ponerle emoción a la "blogocosa" :):):)
Abrazos

Marta C. dijo...

Por fin llegó el reto.
Mos, yo tengo una duda. Bajo el título METAMORFOSIS ¿se puede escribir cualquier tipo cambio o transformación o tenemos que respetar los rasgos básicos de tu relato, que es en lo que se basan los remakes? Es la misma historia con cambio de fecha, actores, escenarios, etc. Pero el guión es prácticamente el mismo. No sé si me explico. ¿Tenemos que contar tu historia de otra manera? o ¿Podemos sencillamente contar cualquier metamorfosis? Espero hasta que vuelvas a casa y me contestes para ponerme a escribir. Besos.

Pedro Luis López Pérez dijo...

Maravillosa iniciativa en la que, por falta de Tiempo, no podré participar; pero si disfrutar de todos los que se publiquen.
Un abrazo.

Rafa Hernández dijo...

Bueno Mos si no participo porque estas cosas se me dan fatal, seguiré atento y leyendo todo lo que se publique.

Un abrazo Mos.

Eva Letzy dijo...

Me encantó la idea... No sé si me dará a tiempo a participar, estoy más ocupada de lo que querría, pero bueno, me encantaría, veré si puedo hacerme un hueco para hacer mi versión, y si no lo consigo espero tener otra oportunidad en breve.
Me gustó mucho tu texto, sobre todo porque me dejó pensando, y porque es verdad que vivimos en un mundo en el que le damos demasiada importancia al aspecto físico. No sé por qué nos importa tanto lo de fuera...
Un beso Mos

lunaroja dijo...

No llego a tiempo en esta ocasión porque estaré de viaje ,pero,lo tengo en cuenta para próximas convocatorias..
Excelente tu relato Mos!

Rafa Hernández dijo...

Mos te mando este relato para lo que has propuesto. Si ves que no encaja, no pasa nada amigo; lo tiras y santas pascuas. Un fuerte abrazo Mos.

Metamorfosis: La operación fue todo un éxito y el equipo facultativo con el doctor Pelaez al frente mataron dos pájaros de un tiro. Tras extirparle el orzuelo enquistado del ojo izquierdo ella despertó de la anestesia, y aunque algo aturdida lo primero que hizo fue darse un manotazo en la cara parar espantar aquella mosca que le estaba incordiando. Fue la mima mosca que media hora antes de la intervención se le había metido en el bolsillo de la bata al cirujano mientras desayunaba en la cafetería de urgencias. La mujer estaba radiante y feliz, y se sentía rejuvenecer diez años, pero no porque se sintiese más joven, sino porque era los años que llevaba soportando aquel molesto forúnculo del culo, y que tras la intervención ya no volvería a sentarse en el pato de goma que le regaló en su día su sobrino. La enfermera jefa le dio un beso en la frente, y el anestesista le regaló un recipiente con boquerones en vinagre para que se los comiera una vez restablecida, ya que llevaba años sin probarlos por los picores que le provocaba en lo suyo.

niebla dijo...

Mos, Rosauro Martines es mi correo electrónico....
No se porque ha salido ahí como si fuera el autor...
Yo soy NIEBLA.
Bueno si no lo puedes corregir ,es igual, el caso es participar y encontrarnos aquí.
Demasiado trabajo ya tienes.
Un abrazo.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Tu micro es muy bueno y seguro que lo serán las metamorfosis del mismo. De hecho, ya lo son los que leo, los que han participado ya.
Suerte para todos y pasadlo bien (ya sabes que soy alérgica a participar en estas lides).
Un abrazo.

María dijo...

Paisano:

No quiero concursar, pero tampoco no corresponder a tu reto; así que ahí va lo mío, pero fuera de concurso:


"Mirando su hermosura en el espejo,
se sintió invadida de tristeza,
admitió la ineludible certeza
de que para él era algo viejo,

de que el amor que él decía profesarle,
se medía con años y arrugas.
Se reconoció, ya sin medias tintas,
que por él haría lo inconfesable.

Tenía sobre ella tal soberanía,
que no importaba sacrificio alguno,
creyendo que así siempre la amaría.

Salió de la clínica hueca y vacía,
vieja por dentro y radiante por fuera,
mientras él, ajeno a todo, la exhibía".

Bueno, que aunque en el comentario salga así en plan churro es un soneto.

Besos

María dijo...

Amigo, MOS:

Veo que está teniendo una gran acogida tu reto, y ya están llegando muchos textos, por cierto, son todos excelentes, me gustan mucho los que he leído.

Te dejo aquí mi participación, ya sabes que lo mío es la poesía, espero que valga, sino fuera así, te ruego me lo comuniques para proceder a modificar fallos. Gracias, MOS, y enhorabuena por tu reto y por la gran labor que estás llevando a cabo en el mundo bloguero, sobre todo, por todo tu esfuerzo y dedicación, que es muy grande.

Un beso.

PD.- Si no es molestia para ti, te envío también por email el poema, es que parece que por aquí no salen seguidos los diez versos.



"Metamorfosis"

Espejo reflejo testigo de mi indefinida silueta,
pintado con tenue rostro hermoso
trazado de perfecta belleza cautiva,
ante el vaho de mi mirada perdida
de mi delirio amor esclavizado.

Causa de mi locura por tenerte,
por beber el agua de tus labios
por sentir tu tacto entre mi piel,
por abrigarme entre tu cuerpo
y ser la danza de tu vida.

María ("Algo más que palabras")
http://poemasrecopiladosdemaria.blogspot.com.es/




Luis García Romero dijo...

Todo había concluido bien.

-Elena, la eterna juventud te espera. Te llama lanzando gritos en tu conciencia, en tu frágil personalidad. La deseas porque él la desea en ti; tu dueño, tu amante y el ladrón de tu aliento.

Al fin había llegado el día de la operación estética y el momento justo de quitarse la venda.

-Elena, no borres el recuerdo de tu pasado, de tu historia. Debes saber que aún cambiado levemente tu rostro, tu corazón ha de aguantar el más frío de los silencios, el luto por una propiedad intelectual que luchó sin armas y sin palabras; esa tuya que ahora nacerá de nuevo, pequeñita y dependiente de unos padres que eres tú misma.

El espejo estaba reluciente y al fin sus ojos vieron la luz. Poquito a poco fue abriéndolos, poco a poco pudo ver su reflejo en el cristal. Dejó el centro médico con diez años menos en su rostro pero con un corazón envejecido y enfermizo.

Luis García Romero dijo...

Quiero dar las gracias a Mos por esta iniciativa que no conocía y que me ha gustado mucho.
He disfrutado leyendo tu texto, compañero, y escribiendo mi versión, doble placer!
Un abrazo hasta tu orilla, estaré atento para las votaciones que son el lunes que viene si es que me ha quedado claro.

María A. Marín dijo...

Hola Mos.
No sé cómo ponerme en contacto contigo para decirte que he publicado en mi blog una entrada para tu reto:
http://buenamaria.blogspot.com.es/2012/10/metamorfosis.html

Ea, saludos y gracias.

Alicia dijo...

Me apunto!!!!!

Alicia dijo...


Todo había ido bien, eso le habían dicho. Se despertó de la anestesia a duras penas, podía ver la potente luz del quirófano y unas manchas verdes flotando en el aire que se desplazaban de un lado a otro. La nueva Andrea ansiaba ver su nuevo rostro, la juventud, la belleza, la feminidad. por fin en su cara y en su cuerpo. Siempre vivió y sintió como la mujer que era, pero la naturaleza a veces se empeña en jugar mlas psaadas a la gente buena y había nacido en el cuerpo de un hombre.


Por fin, reconoció la voz de su mejor amiga:


- Andrea, Andrea, ¡despierta!, ¡estás bellísima!.


Intentó abrir los ojos, pero los párpados le pesaban mucho, sonrió a su amiga, la cabeza le daba vueltas. " debe ser la anestesia...".


Andrea deseaba levantarse, dejar a Andrés en el quirófano y ser quien siempre supo que era, Andrea, una mujer sofisticada, elegante, hermosa, una mujer,una mujer, ¡por fin! una mujer.


Alicia

disancor dijo...

Me parece una escelente idea la que has tenido con los relatos cortos, además el tema es muy interesante y de mucha actualidad. Procurarñe participar, aunque soy consciente que no puedo compatir con gente tan buenas, como estoy seguro se presentaran. Pero pienso que el premio esta ya en la participación.
Un abrazo.

Enry Baskerville dijo...

Mos, me encanta esta iniciativa, pero no participaré;
Eso si, estaré atenta a los relatos...el tuyo me ha encantado y con el de Rafa, me he reido un montón cuando al ir leyendo,me he apercatado de la socarroneria del texto.
Suerte a todos los participantes.
Recibe mis saludos

Anna J R

TriniReina dijo...

Mos, ya tengo el relato. te lo envío en unos días. O sea, mañana o pasado.

Lo que tu no consigas...

Abrazos

Marta C. dijo...

Mi Metamorfosis, Mos.

METAMORFOSIS
Después de la operación, el cirujano había sido taxativo. No debía mirarse al espejo hasta que no pasara por lo menos un mes. La cara y la nariz estaban todavía muy inflamadas, algo normal en una cirugía tan complicada, debido al tamaño de su nariz. Le aseguró que no se podía hacer una valoración completa hasta pasados seis meses, pero que en un mes tendrían ya una imagen bastante aproximada del resultado. Entendía que era difícil, pero algunos pacientes, ansiosos por ver los resultados antes de tiempo, habían sufrido traumas importantes.
Pero no pudo resistirse, era imposible no mirarse, entró en el baño y encendió la luz.
Aquella misma tarde volvió a la clínica, entró en la consulta del cirujano como una fiera enloquecida, sacó una escopeta que llevaba escondida en el chaquetón y le pegó dos tiros.
Salió oyendo todavía los gritos de pacientes y enfermeras. Se subió al coche y se estampó a toda velocidad contra la mediana de la carretera de la Coruña.
En el pueblo nadie volvería a llamarle Narciso, el de los Narizotas.

HUGO JESUS MION dijo...

Hola, Mos. Aquí, aceptando el reto. Y gracias por tus visitas a mis letras. Va lo mío:
Metamorfosis

Mientras él planificaba su viaje de negocios a Malasia, ella planificaba su metamorfosis, con el cirujano plástico. Él estaría ausente durante tres semanas, y el mismo día de su partida, ella ingresaría a la clínica para la operación. Él estaba orgulloso de su belleza. Ella estaba dispuesta a hacer todo lo posible para mantenerse atractiva, no quería perderlo, ni a su nivel de vida.
— Todo ha salido bien. Tu esposo estará satisfecho —dijo el cirujano.
Tras la recuperación, retornó a su casa, nerviosa y feliz. Se sentía otra mujer, diez, quince años más joven. ¡Qué regalo sería para su esposo!
Pasados los días, él regresó de su viaje. Anochecía. Cansado de las horas de vuelo, entró en la casa y dejó su maletín sobre el sofá. Ella apareció en la puerta del vestíbulo, en silencio. Él la miró, sin sorpresas, desde su cansancio.
— Tú debes ser la nueva mucama. Llévate mi abrigo y mi maletín. Avísale a mi esposa que he llegado.
Luego, dándole una nalgada y guiñándole un ojo, le soltó:
— Parece que va a ser interesante tenerte en casa, preciosa.

Humberto Dib dijo...

Querido Mos, esta vez me abstengo de participar, pues no me parece justo que alguno de los ganadores de tu reto anterior lo haga. Y digo esto con suma humildad, pues si escribiera un relato, nada evitaría que pudiera ser uno de los peores.
Sin embargo, esta abstinencia me permite leer los textos de colegas con mayor atención y total objetividad.
Te mando un abrazo y estaré leyendo y luego votando.
Un abrazo.
HD

Mos dijo...

Apreciados visitantes; ESTO YA VA COGIENDO COLOR!!!

Es un honor para mí que haya participación en el reto y que os parezca interesante el mismo. Hay plazo aún para aportar textos o poemas. Siempre insisto en que intentéis hacer lo mejor posible; ya no por ganar sino por no conformarse con lo primero que te inspire. Eso, os lo prometo, es lo que yo intento con mis relatos o poemas. Lo cierto es que no siempre sale lo mejor pero no me conformo con la primera escritura. Hay que repasar, tachar, cambiar, desechar, pero sobre todo disfrutar y que te guste a ti mismo el trabajo realizado.
Woooooooooh!!! Hay textos que me están gustando bastante. Y todavía sé que me sorprenderéis.
Aquí os espero, amigos.
Mos.

María dijo...

Paisano:

Leyendo tu último comentario me lo he pensado mejor y sí que concurso (más que nada por hacerte la contra, porque yo soy incapaz de corregir nada y, ya sabes, "si sale con barba San Antón y, si no, la Inmaculada Concepción").

Así que me desdigo y concurso.

Besos

MAITE N. dijo...

METAMORFOSIS

No podía creer lo que había hecho por él. Ya no se reconocía delante de un espejo que le devolvía la imagen de una mujer bella, joven, atractiva pero vacía. Se había aferrado a un hombre que le exigía algo que ella ya le dio, pero que el tiempo le fue robando. ¿Acaso él era el mismo que cuando se conocieron? ¿dónde había quedado su pelo negro ahora gris? ¿qué había sido de su cuerpo esbelto?... jamás pensó que llegase a caer tan bajo y permitir esa operación de cirugía estética. Ella siempre fue una mujer hermosa, sensible e inteligente. Su único error había sido enamorarse de la persona equivocada. Ahora lo entendía todo, pero ya era tarde.
Volvió a su casa decidida a abandonarlo. El la recibió feliz y le hizo el amor como nunca, entonces ella supo que sólo podía dejarlo de una manera. Cuándo él entró en el baño gritó horrorizado. Elena ya no respiraba. Ahora sí que sería eternamente joven.


Aquí te dejo mi texto Mos, me ha encantado el reto!!

Narci M. Ventanas dijo...

Hola Mos. Fantástico tu reto, no me sorprende que haya tenido tan buena acogida y que se te acumule el trabajo. Como sabes, no ando muy sobrada de inspiración últimamente, así que no sé si podré participar en el concurso,pues creo que no me he ceñido mucho a las normas, pero te dejo unos versillos jocosos que han salido no sé ni de dónde:

METAMORFOSIS
Para escapar de mi sino
operéme las dos tetas,
los pómulos, la barbilla
los labios y la nariz.

Ahora llevo el pelo rubio
la piel de color marfil
mis dos ojos son de gato
y parezco un figurín.

Y hasta me han crecido alas
aunque no tomé Red Bull
me siento cual mariposa
posada en un abedul.

Pero me echaron del casting:
“Porque tú ya no eres tú”.

Besos.

Por cierto, me ha encantado tu relato, y alguno de los que he leído de otros participantes, me han dejado boquiabierta. Sois geniales.

Saludos a todos y que gane el mejor.

MAITE N. dijo...

Ves Mos como te decía que no podía hacerme tu seguidora??? no me salen los seguidores ni me da la opción, celebro que lo hayas comprobado. Espero que no sea un problema grave y lo puedas solucionar, si no, no me salen tus actualizaciones en mi blog. Besos.

MEN dijo...

Hola Mos aqui vengo a dejarte mi granito de arena para esta iniciativa que me ha parecido genial y divertida ademas de poder conocer mas gente. Un bessito.

METAMORFOSIS
Con los años he ido evolucionando a pesar de que la inmortalidad me llego un poco tarde. Adaptarse o morir... Y yo morir no puedo. He conocido a un hombre que quiero comparta conmigo la eternidad, pero es demasiado joven y ante el rechazo he decidido quitarme unos cuantos años de encima para variar. La operación ha salido genial, los resultados no he podido verlos, el doctor me prometió que no habría espejos hasta que yo quisiera. Ahora sé que ha merecido la pena, mi cuerpo ha quedado espectacular, lo veo en sus ojos y en esa pequeña babilla que se le cae del labio a mi futuro hombre, el que será mi dueño y amante. Valora demasiado la belleza exterior y hare todo lo que sea por complacerle antes de hacerlo eternamente mío. Sigo siendo demasiado tradicional, luchare por su amor con armas de mortal y no pienso morderle en la yugular hasta que el me lo pida.

fus dijo...

Como siempre Mos, creas cìrculos de amigos para compartir retos y hermandad. Enhorabuena.

un abrazo


fus

Ame dijo...

Me agrada el reto Mos, aquí te dejo mi tema, una poesía, espero cumpla las normas.

Un beso y mi enhorabuena por hacer de este espacio un lugar agradable

Besos Mos

METAMORFOSIS (Ame)

El rostro mostraba el reflejo de una juventud que su esposo deseaba,
los años quedaron borrados y su madurez desdibujada,
Elena perdió su seguridad, en manos de un cirujano
que logró arrancar diez años de su armonía.
Un halo de tristeza enmarcó su belleza,
juventud rebosante en un corazón agonizante.

Lo amaba, y por él aceptó cambiar su apariencia,
como en tantas otras cosas cedió, todo por amor,
era el hombre de su vida, el ser que llenaba sus pensamientos
salió de la clínica, esbozando una falsa sonrisa
y humedeciendo sus mejillas, por la agresión en su cuerpo sufrida.
Él la miraba satisfecho, le importaba tanto el exterior, que no se dio cuenta,
que en esa cirugía perdió a su más puro amor

Concha Signes dijo...

Muy intresante Mos esta entrada, me ha gustado mucho que animaras a que se hicieran varias versiones, muchas de ellas me han gustado tanto como la tuya.
Algunas veces paso de puntillas por tu blog, te leo y aunque me guste, siento no dejarte un comentario.
Un abrazo

Teresa dijo...

Querido Mos, no veas cómo siento no poder participar en tu increíble reto. Me retiro, de momento, para dedicarme a otras tareas. No sé cuánto durarán, pero seguiré de todos modos visitando vuestros espacios de vez en cuando.

Decirte que tu propuesta es estupenda, como todas las que haces. Tu relato de metamorfosis me ha encantado, aunque siendo como eres un gran narrador, no podía ser de otra forma. Veo que hay muy buen nivel en las aportaciones de los compañeros y amigos, por lo que va a ser muy difícil a la hora de elegir. Has creado un espacio maravilloso.

Bueno te doy un beso grande y vuelvo en cuanto tenga un ratito.

J o s e A n t o n i o dijo...

Pedir belleza
hablar Naturaleza
ME-TA-MOR-FO-SIS

(AntiHaiku)

J o s e A n t o n i o dijo...

PD: no recuerdo si he titulado el haiku:
METAMORFOSIS
(Disculpas)

ion-laos dijo...

Jajajaja Mos...gracias por tus palabras, pero a cada uno lo suyo, jajajaja.

El tuyo ya lo tengo en la cabeza y le estoy dando los últimos toques, para el finde ya lo tienes, de aquella manera, pero bueno...

Besotes!

Dolce Voce - María Eugenia dijo...

Hola, Mos

Últimamente por falta de tiempo estoy algo desconectada y no se si me dará tiempo de participar en este nuevo reto que propones y es muy interesante.

Me encanta la idea. Y puedo, te dejaré mi propuesta.

Gracias por la idea y por tu relato, es tremendo lo que les ocurre a los dos.

Besotes.

Jorge del Nozal dijo...

Hola Mos.
Como abras podido comprobar, llevo una temporada fuera de servicio,no encuentro tiempo para ningún extra.
Me ha gustado mucho tu relato, y tu reto me parece muy original. Este fin de semana, intentare escribir algo y participar.
Bueno Mos, me alegro mucho del éxito que esta teniendo tu reto.
Un abrazo.

MAJECARMU dijo...

Mos,gracias siempre por tu presencia,amigo.
Mi enhorabuena por ese relato,que servirá de base para participar en el reto.Sé que será todo un éxito en cuanto a cantidad y calidad...
Esta vez no participaré,disfrutaré leyendo a los participantes y trataré de darles mi voto con objetividad.
Mi abrazo inmenso por todo este trabajo extra,que generosamente haces en la blogosfera.
FELIZ FIN DE SEMANA,MOS.
M.Jesús

Belén R. dijo...

Mos, ahí va el mío.
Es la primera vez que participo en algo así y, por lo que he leido, tengo pocas posibilidades pero me apetece intentarlo.

METAMORFÓSIS

Siempre se sintió otro. Navegante en barco ajeno.
Huesped de sí mismo usando su ego.
Decidió buscar a aquel, que con varita afilada,
recortase de su cara todo lo que le sobraba.

Bosques grises recorrió hasta encontrar a aquel dios
que su magia le ofreció cambiándosela por plata.
En un sueño se sumió y cuando de él despertó
un extraño le miró desde el espejo del alba.

Comprobó con estupor que su cara no cambió
sus gestos reconoció...pero su alma no estaba.

Un besito.

disancor dijo...

Feliz fin de semana.
Un abrazo.

Humberto Dib dijo...

Me quedé pensando, ¿sólo los participantes podrán votar? Es decir, como yo me abstuve por lo que te comenté, ¿no voy a poder votar?
Abrazos.
HD

Sindel dijo...

Hola, me gustaría participar si es posible, te dejo mi micro aquí, espero sea de tu agrado. Un abrazo.

Metamorfosis
Le estaban quitando la última venda y no podía dejar de removerse en la silla.
Hacía tiempo que se había decidido a realizarse la cirugía. Su vida tenía que cambiar, estaba tan vacía que no le había importado someterse a semejante dolor, ni pagar tanto dinero.
Ahora la gente la tendría que valorar desde otra mirada. Estaba harta de su rostro, de no ser escuchada, de que nadie le diera la oportunidad de demostrar lo que había en su interior catalogándola a primera vista por su aspecto.
El cirujano le indicó que ya estaba lista para darle el alta, su rostro había quedado tal cómo ella se lo había pedido. Inmediatamente le acercó el espejo. En él se reflejaba la mujer más fea que había visto en su vida. Una sonrisa enorme se le dibujó en su nueva boca despareja y fina.
Por fin había dejado de ser hermosa, y los hombres la tendrían que amar por lo que realmente era. A partir de ahora iba a demostrar que había nacido con algo más que una cara bonita.

Sindel dijo...

Te dejo el link de mi blog también

http://palabrasdesindel.blogspot.com.ar/

Mos dijo...

Esto se anima, amigos. Hay muchas metamorfosis y muy variadas. Está difícil elegir a las tres mejores.
Todavía hay tiempo para que lleguen más relatos y poemas. Espero más participación y que gane el mejor aunque, el hecho de participar y pasar un rato literario agradable ya es un premio.

Un abrazo de Mos desde la orilla de las palabras.

ion-laos dijo...

Hola Mos, aquí te lo dejo, no me hago responsable de las secuelas oculares, jajaja.

METAMORFOSIS (Yolanda A.)

Ana había sido siempre una muchacha feliz, alegre, segura, amiga de sus amigos y muy familiar.
Su vida transcurría apacible, con sus momentos buenos y malos, como le ocurre a cualquier persona
normal.

En una comida de trabajo, conoció a Jorge, un apuesto empresario muy emprendedor y con muy buenas ideas.
Ana, no necesitaba maquillarse en exceso, era muy atractiva y llamaba ràpidamente la atención. Eso fue lo que le
ocurrió a Jorge, y con mucha habilidad la cortejó.

Fue un noviazgo muy feliz y corto. Lo justo y necesario para él.

Ya hace veinte años de su matrimonio. En todo este tiempo y poco a poco, Ana fue perdiendo su alegría,
su seguridad, amigos y su familia se alejaron de ella. También perdió parte de esa belleza, y en su rostro
apareció un rictus de tristeza y amargor.

Hoy sale del hospital de cirujía plástica, no se ha reconocido al mirarse al espejo. Su única certeza
es que su vida cambió cuando dijo aquellas dos malditas palabras: ¡ Si quiero !. Ahora se da cuenta de que
siempre fue un objeto decorativo.

HUGO JESUS MION dijo...

Hola de nuevo a todos. No sé si está permitido participar con un relato y un poema, si no es así, Mos, eliminas este último. (separo los versos con barra porque escribo en el móvil) Metamorfosis Hoy he visitado al cirujano/ porque quiero un retoque en la nariz. / Me ha mirado con cara de marrano/ y me ha dicho de qué modo ser feliz./ "Si usted quiere complacer a su marido/ debería rellenar pechos y cola,/ reformar las orejas y el labio caído,/ y las arrugas, que no quede ni una sola../ Eliminar las verrugas y los granos, / cubrir la calva con cabello postizo, / adelgazar unos treinta kilogramos. / Liposucción, si todavía no se la hizo./ Por su nariz, no se preocupe, yo no creo/ que esa pequeña torcedura alguien la note. / Para que el rostro destaque, según veo, / alcanzaría con afeitar el bigote".

Teresa dijo...

Hola querido Mos. Diría que es increíble, pero no. Tu poder de convocatoria es tan sugerente y atractivo que no extraña nada que se hayan citado en tu orilla tan buenos escritores. Ha sido un placer leer las aportaciones que han hecho, y pienso que va a ser muy difícil valorar a quien corresponda.

Recibe un beso enorme y hasta la próxima.

impresiones de una tortuga dijo...

METAMORFOSIS

LE COSTÓ DECIDIRSE, ERA UNA OPERACIÓN AL FÍN Y AL CABO Y COMO TODAS LAS OPERACIONES, ENTRAÑABA UNOS RIESGOS, PERO EL DESEO DE AGRADAR A SU MARIDO ERA TANTO QUE DESPUÉS DE MUCHO PENSARLO TOMÓ LA DECISIÓN DE ENTRAR EN EL QUIRÓFANO Y QUITARSE...¡LOS AÑOS QUE HICIERAN FALTA!.
SU RELACIÓN NO IBA BIÉN, SU MARIDO YA NO LE HACÍA MUCHO CASO Y ELLA SUPONÍA QUE SE VEÍA CON OTRAS MUJERES MAS JÓVENES QUE ÉLLA.

POR ESE MOTIVO DECIDIÓ HACERSE LA CIRUGÍA ESTÉTICA, PARA QUE SU MARIDO LA CONSIDERARA BONITA Y APETECIBLE.
LE QUISO DAR UNA SORPRESA Y LE DIJO QUE ÍBA 15 DÍAS CON SU MADRE. SE ARREPINTIÓ ENSEGUIDA, PUES FUE DURO EL POSTOPERATORIO Y SE SINTIÓ MUY SOLA, FUERON LOS DÍAS MÁS LARGOS DE SU VIDA, PERO CUANDO ÉL LA VIERA HABRÍA MERECIDO LA PENA.
CUANDO LLEGÓ A CASA NOTÓ UNA AUSENCIA FRÍA.
ÉL NO ESTABA, HABÍA UNA NOTA.SE HABÍA IDO CON ALGUIEN MÁS JOVEN.
SE MIRÓ EN EL ESPEJO Y NO SE RECONOCIÓ.
ÉLLA, ANTES...TENÍA 60 AÑOS, UN MARIDO Y ARTROSIS.

¡LA EDAD NO PERDONA!

No quería faltar a tu reto, le he puesto todo mi empeño, aunque no es buén momento para mi inspiración.

Gracias por tu generosidad, Mos.
Un abrazo.

Tracy dijo...

Como otras veces, no quiero dejar de acompañarte en tu reto, ahí va mi:
METAMORFOSIS
Había estudiado el proceso hasta su última consecuencia.
Aquella mujer, de más que mediana edad, seguía estando locamente enamorada de su marido, a pesar de que había muerto hacía ya, bastantes años.
Él se marchó en la flor de la vida y ella quedó aquí, arrugándose con su pena y con el paso del tiempo.
¡No lo soportaba!
Decidió entrar en quirófano y quitar todas las marcas del dolor y de la edad que habían cambiado su fisonomía, quería devolver a su rostro la tersura que tenía cuando él vivía.
Exigió al cirujano, que tras la operación, cuando todo estuviera normalizado, sería ella la primera que, en solitario, visualizara los resultados estéticos obtenidos.
Así lo pactó y lo hizo:
Nerviosa por el momento que iba a vivir, entró en el baño, todo estaba preparado.
Se quitó los vendajes poco a poco, como si de un rito se tratase, abrió el tubo de pastillas y se las fue tomando con una liturgia digna de la mejor ceremonia para el reencuentro.

Yashira dijo...

Ay, me encanta este reto, pero creo que ya llego un poco tarde. Bueno si mañana veo que me da tiempo te envío algo, si no, pues, otra vez será.

Un abrazo desde mi mar,

Tesa Medina dijo...

Me esperaré para emitir mis votos definitivos al fin de semana, a ver si alguien más se anima a participar.

¿El tuyo también se puede votar, porque está entre mis favoritos junto al de Trini?

Uf, Mos, ha sido como tener deberes pendientes, y es que ando con el tiempo muy escaso. Una nueva mudanza, el año que viene nos vemos por la capital. Ya te contaré.

Un abrazo, Mos.

impresiones de una tortuga dijo...

PROSA

SINDEL AVEFENIX: 3PUNTOS
Por su originalidad, dándole la vuelta al tema.
MAMÉ: 2PUNTOS
Por el final tragicómico, que me ha hecho sonreir.
HUGO JESÚS MIÓN: 1PUNTO
Por lo excesivo de su historia.

POESÍA

NARCI MARIA VENTANAS: 3PUNTOS
Por divertida.
JOSÉ ANTONIO BEJARANO: 2PUNTOS
Por lo breve.
BELEN R. CANO: 1PUNTO
Porque se lo ha currao.

Meryross dijo...

Mi voto es para "EL MOLI" por lo original

Ana María Almada dijo...

Pues que me ha gustado la ironía de la metamorfosis anhelada y vuelta contra sí misma, en el relato de don Hugo Mion.
Un abrazo para todos.
Muy buenos trabajos.